El hurtadiano que conquista Nueva York

Conoce a Cristian Donoso, joven periodista que estudió en la Universidad Alberto Hurtado y que saltó a la cátedra del Magíster en Cine que imparte la Columbia University School of the Arts de Nueva York. ¿Cómo llegó a una de las universidades más prestigiosas del planeta?Aquí parte de su historia que más parece un guión de película.

11 Mayo, 2016
Categorias: Noticias Egresados

Cada vez que va a su sala de clases, se topa con el drama y el crimen de películas en rodaje y con actores de la talla de Dustin Hoffman, Robert de Niro, Bent Stiller o Adam Sandler. Es Cristian Donoso, joven periodista que estudió en la Universidad Alberto Hurtado y que saltó a la cátedra del Magíster en Cine que imparte la Columbia University School of the Arts de Nueva York. ¿Cómo llegó a una de las universidades más prestigiosas del planeta? Aquí parte de su historia que más parece un guión de película.

Su twitter dice “Cristian Donoso @tatancdk Estudiando cine @columbia_arts/ viviendo en New York / Periodista / Santiago, Chile”. Pero su localización real se registra en la ceremonia de inauguración de la versión número 16 del New York Indian Festival, donde su corto “Jacob’s Pond” está nominado. “Es una historia que habla del amor y hacer el bien en un mundo donde aquellos valores parecen cada vez más olvidados”, explica.

Cristian Donoso estudia el Magíster en Cine en la Columbia University School of the Arts donde parte de su producción académica ha sido dirigir dos cortometrajes, escribir dos guiones de películas, dos guiones de cortometrajes y ser productor de un cortometraje. Afuera de clases, ha participado en más de 30 producciones audiovisuales donde se ha desempeñado en diferentes roles propios de la industria: desde director de fotografía hasta iluminador.

A esta escuela llegó luego de estar años buscando el mejor programa académico. Postular no fue fácil, se leyó cientos de mallas curriculares, investigó muchas universidades y concluyó que Columbia era el lugar ideal para él. ¿Pero cómo quedar si el magíster en cine tiene 70 cupos por año, y postulan más de 1.400 cineastas? La respuesta era prepararse, tal como un joven quiere correr una maratón. Fueron meses y años. Leyó mucho cine, vio cientos de películas, se estudió las diferentes etapas de postulación hasta que llegó a la etapa más compleja: la entrevista personal con el director de la carrera: “Esa conversación fue por lejos el momento más nervioso de mi vida”, recuerda.

Lamentablemente, en esa primera instancia le fue mal, no quedó. Pero al año siguiente volvió a vivir el proceso y lo aceptaron. De eso han pasado varios años y esta entrevista la responde frente a su computador sentado en la biblioteca en Columbia, en la mitad de Manhattan.

-Estudias cine en una de las ciudades más ricas en capital creativo, ¿Qué sentido tiene para tí?

– Es maravilloso. Cada esquina un detalle, cada esquina una historia, cada esquina una magia. Sin duda, un lugar que te abre la mente y te llena de ideas creativas. Nueva York es la gran capital cultural del mundo, no sólo en términos de cine -más de 400 películas y series se graban anualmente en esta ciudad- sino también en teatro, música y cualquier propuesta visual. Hace sólo algunos días, caminando junto a mi señora y mi hijo desde el Central Park hacia nuestra casa, nos topamos con una producción gigantesca de cine… era Dustin Hoffman, Adam Sandler y Ben Stiller. Hace una semana, justo frente a nuestro departamento, estaban grabando la película “Barry”, que relata los años estudiantiles de Barak Obama. Y hace unos meses atrás, Robert de Niro estaba grabando una escena para una serie de TV a dos cuadras de nuestro hogar. Nueva York es así. He tenido el privilegio de sentarme en la misma sala con el famosísimo director Oliver Stone o el escritor de guiones Aaron Sorkin. Mi profesor de guiones es el escritor de la premiada “Boys Don’t cry” y mi profesora de producción ganó un Oscar por el documental “Man on Wire”, etc. Sin duda son posibilidades que sólo te la entrega el estar estudiando en una universidad emplazada en el corazón cultural del mundo.

-¿Cómo es tu día a día universitario?
-De partida las clases empiezan a las 10am, son módulos de tres horas con un pequeño break de 5 minutos. Por supuesto todo es en inglés… y pucha que cuesta agarrar los diferentes acentos. Hay dos tipos de clases: las magistrales y los talleres. Las primeras son en aulas grandes con profesores o invitados, las segundas son clases pequeñas con 12 alumnos donde presentamos nuestros trabajos y luego los analizamos entre todos. No nos ponen notas. Lo que importa es el esfuerzo e ir avanzado a tu ritmo y que participes en el análisis grupal.

-¿Cómo es la relación con los profesores?
-Cada profesor tiene “horarios de oficina”, donde los alumnos pueden ir y discutir sobre proyectos, tareas o incluso hablar de la vida personal. Es una relación de “partners-amistad” más de que “profesor-alumno”. Bueno, para qué decir la reputación de ellos. Entre mis profesores hay ganadores de Oscars, Emmys, Osos de oro, etc.
Tengo compañeros de todas partes del mundo. Los latinos somos minorías (4) y luego vienen compañeros de Moldavia, Serbia, Suiza, Suecia, Nigeria, Armenia, Italia, Alemania y muchas otras culturas, especialmente asiáticas (China, Corea, Taiwán, Filipinas, India, etc.). Una mezcla maravillosa que me permite todos los días expandir la mente.

¿Cuéntame de tu cortometraje?
-“Jacob’s Pond” es un guión que escribí hace un año en referencia a un joven lanza que conocí en Valparaíso. Este joven, que vivía completamente solo a merced de la brutalidad callejera, a fin de cuentas, sólo buscaba compañía y ser querido. La película fue grabada en Mombai, India, en Septiembre pasado y fue dirigida por una compañera de clases, Sasha John. La película fue seleccionada para tener su avant premier mundial en el prestigioso festival New York Indian Film Festival.

¿Qué otros proyectos tienes en carpeta?
-Estoy terminado de musicalizar junto a la Manhattan School of Music el cortometraje “Kissing the Dog” que grabé hace algunos meses atrás, que trata sobre un criminal que encuentra material pornográfico infantil en un computador robado. Y en pocas semanas más, comenzaré a grabar un nuevo proyecto audiovisual que trata la vida de un joven músico latino que, a pesar de todas las dificultades, intenta ganarse la vida en New York buscando ser algo más que un simple músico callejero.