UAH participa en inauguración del Centro Crecer en Comunidad de Macul

El proyecto, implementado por el Centro de Estudios y Atención del Niño y la Mujer (CEANIM), busca acompañar a las familias de la zona en la educación de sus hijos. La ceremonia de inauguración contó con la presencia del alcalde de la comuna, Sergio Puyol.

06 Mayo, 2010
Categorias: Noticias

Muestras artísticas, coreografías de tango y globos de diversos colores sueltos al viento marcaron la ceremonia de inauguración del Centro de Promoción de Buenas Prácticas en Infancia Temprana “Crecer en Comunidad” de Macul. La actividad, se realizó esta mañana para inaugurar el proyecto implementado por el Centro de Estudios y Atención del Niño y la Mujer (CEANIM) que comenzó a funcionar en marzo pasado y que ya está trabajando con más de 70 familias en situación de vulnerabilidad social de la población Santa Julia.

“La iniciativa me parece espectacularmente buena, todo tipo de colaboración y de ayuda a la familia, a la madre, a los niños de la comuna es bienvenida. El proyecto está siendo muy bien recibido, espero que eso se mantenga y que al término podamos realmente celebrar este propósito, este deseo y esta buena nueva de que haya llegado a la comuna”, aseguró el alcalde Sergio Puyol (DC), quien asistió a la ceremonia.

En la cita, se materializó el convenio establecido por la Universidad Alberto Hurtado con CEANIM, que implica que alumnas de la carrera de Educación Parvularia realicen su experiencia laboral en este centro, además de la entrega de materiales educativos como canastas didácticas para los niños usuarios. En el marco de recolectar los fondos necesarios, la primera actividad será una feria de las pulgas que se realizará la primera quincena de mayo en la Universidad.

“Está es una alianza que nos permite colaborar, pero a la vez ellos se hacen corresponsables de la educación de nuestros estudiantes y su formación cotidiana en la experiencia laboral”, explicó esta mañana Moira Lee, docente de la carrera de Educación Parvularia.

El centro “Crecer en Comunidad”, pretende acoger a 150 familias entre marzo y diciembre de este año para acompañarlas y guiarlas en el desarrollo de sus hijos a través de visitas semanales realizadas por monitoras comunitarias. “Nosotros levantamos un plan individual para cada uno de los niños, por eso es complementario a otras atenciones como el CEFAM o jardines infantiles, porque hacemos un diagnóstico y, tomando en cuenta todos los elementos, vemos la situación de la familia detectando sus fortalezas y debilidades”, explicó la educadora especial de Verónica Asseff.

En ese sentido, una de las madres usuarias del centro agradeció la iniciativa. “Esto permite estimular más a los niños y controlarse uno como mamá. Mi hija es súper inquieta y por lo que me han dicho los médicos es que está muy estimulada, entonces me sirve este proyecto porque uno necesita aprender a tener la paciencia suficiente para poderse controlar. Todo esto me va a servir para ver cómo calmarla y cómo calmarme yo cuando le da su rabieta”, aseveró Pilar Morales (24), madre de Dania de 10 meses.